► Un blog de marketing digital repleto de tips, trucos y consejos para vender

Las 10 redes sociales más populares después de Facebook e Instagram

Las 10 redes sociales más populares después de Facebook e Instagram. Miremos las plataformas que pueden darte una mano en la consolidación de tu estrategia. Veamos las redes sociales más populares después de Facebook e Instagram.

Miremos las plataformas que pueden darte una mano en la consolidación de tu estrategia. Veamos las redes sociales más populares después de Facebook e Instagram.

Queremos empezar el año escribiendo sobre las redes sociales más populares, básicamente, porque desde el año pasado notamos que la selección del ecosistema para emprender las acciones de marketing en las empresas dejó de ser una labor de diseño y se convirtió en una tarea de seguimiento de una especie de receta —por lo general, con dos ingredientes predominantes—. Esto no es nuevo, desde hace mucho hemos observado en los profesionales del marketing esa tendencia que los empuja a escoger solo lo masivo y lo popular, actitud que el año pasado se incrementó considerablemente. Lo que percibimos es un tipo de obsesión por lo masivo que creíamos se podría superar fácilmente, pero las evidencias nos demostraron lo contrario.

El escenario que se repite es más o menos este: nos sentamos en la oficina de una compañía para conversar con sus directivos sobre el diseño del ecosistema social —por si las moscas, un ecosistema social es simplemente el grupo de redes sociales que se usarán para desarrollar acciones de comunicación y de marketing—. Con anticipación, nos preparamos para una discusión, pero terminamos metidos en un mitin en el que se recita una fórmula. ¡Mal! Lo que debería ser un acto de planificación termina convertido en uno de ejecución —principalmente porque la mayoría llega a la reunión con los ingredientes elegidos, dejando poco espacio a la exploración y la discusión—.

Nosotros no estamos de acuerdo con esa aproximación al problema. No creemos que sea buena idea prender el piloto automático para diseñar el ecosistema social. Pensamos que el mundo de las redes sociales va más allá de Instagram y Facebook —aclaración: no estamos en contra de estos dos gigantes, simplemente creemos que vale la pena mirar otras opciones—. De hecho, estamos convencidos de que quienes de verdad triunfan son los que van más allá y se atreven a abrirse a un escenario de planificación sin un plan precreado en la cabeza; esos que se salen de la receta y analizan el abanico de opciones que ofrece el mundo digital.

Pero ¿qué tiene de malo la receta Facebook + Instagram?

Nada. Ambas redes sociales son muy potentes en términos de marketing; por lo tanto, si haces un buen trabajo en ellas obtendrás unos magníficos resultados para tu negocio. Sin embargo, el hecho de seguir la receta y no diseñar algo a la medida podría costarte, ya que estarías en riesgo de perder algunas oportunidades baratas o eficientes.

Entonces, el punto crítico del asunto que abordamos en este artículo es la eficiencia —en términos administrativos—. Presentarte opciones para tu ecosistema social es justamente lo que queremos, para que explores otras ideas y revises posibilidades en la búsqueda de mejores resultados o de un menor esfuerzo.

¿Podrías lograr esa eficiencia con Facebook e Instagram? Claro que sí, muchos lo hacen. Por supuesto que se pueden conseguir buenos resultados siguiendo la receta, pero ¿por qué conformarse? Es probable que la falta de experimentación te engañe porque no tendrías puntos de comparación a la hora de evaluar la ecuación entre los logros conseguidos por tu actividad y los recursos invertidos. ¡Nada pierdes con revisar otras plataformas! En esas plataformas alternativas podría estar la disrupción que tu negocio necesita.

¿Cómo diseñar el ecosistema social de tu empresa?

La clave para resolver este dilema está en los siguientes cuatro aspectos: la audiencia, los objetivos, el tiempo y los recursos.

Revisar la audiencia es la tarea inicial. Entender cuáles son las redes sociales preferidas de la comunidad que se perseguirá con los esfuerzos de marketing digital es un excelente punto de partida para las discusiones del ecosistema social. Además, analizar sus motivaciones y tendencias de consumo te dará información para ser más asertivo en las elecciones.

El segundo paso tiene que ver con los objetivos que buscará el negocio en los canales digitales. Su delimitación dará pistas útiles para el diseño del ecosistema social. Por ejemplo, si tu objetivo es visibilidad, la popularidad de la red social es una variable crítica para el diseño; pero si tu objetivo es la construcción de comunidad, la coherencia y las funcionalidades de la plataforma son las variables para tener en cuenta.

Lo que sigue es el estudio del tiempo disponible —qué tan urgentes son las necesidades—. Esta aproximación es fundamental porque hay unas plataformas en las que los resultados se dan en el corto plazo y otras en las que se dan en el largo. Si no se revisan los tiempos, se podría matar la estrategia desde el inicio.

Por último, los recursos. No se puede diseñar un ecosistema social sin tener claros el talento humano, las herramientas y el presupuesto disponibles para emprender las acciones. Ignorar esta variable en la discusión sería una irresponsabilidad que traería problemas serios al plan —¡y son muchos los que lo hacen!—. El asunto es este: si tienes poco para operar, deberías usar pocas redes sociales.

Ahí está el proceso de diseño de un ecosistema social. Contado en detalle pero brevemente. ¿Qué faltaría para que fuera muy exitoso? Llenarse de opciones para que la discusión esté enriquecida con información y para que la selección sea más argumentada. Y eso es justamente lo que vamos a abordar.

Las redes sociales más populares que debes tener en el radar

Nuestra idea no es desanimarte ni alejarte de las redes sociales populares —Instagram y Facebook—, por el contrario, lo que queremos es abrirte el panorama para que explores otros canales y revises en dónde quedan mejor invertidos tus recursos.

El listado de redes que vamos a presentar lo dividimos en dos bloques. Las cinco primeras son muy populares, pero muchos las subvaloran. Las siguientes son las que generalmente se desatienden, pero que en casos puntuales podrían ser muy útiles.

¡Vamos! Estas son las diez redes sociales que deberías explorar —sí, algunas son obvias… justamente por eso las metimos en la lista, porque son tan obvias que las ignoramos—:

1. Tik Tok

¡Un unicornio a la vista! Tik Tok es una fiera al acecho de los líderes. Es la red social de mayor crecimiento en los últimos años. Nació China en 2016 —inicialmente con el nombre Douyin— y un año después se abrió al resto del planeta. Se ha hecho fuerte por el tipo de contenidos que se publican en ella —videos cortos, con buenas ediciones y con mucha música— y por su poderosa capacidad predictiva para adaptar sus contenidos al gusto del usuario.

2. YouTube

Esta red social —¿o mejor lo presentamos como un buscador?— definitivamente está en la categoría de gigante, pero pocos se apropian de ella. ¿Por qué? Ni idea. No entendemos cuál es la razón por la que muchos negocios siguen viendo a YouTube como una simple plataforma para la publicación de videos, ignorando su potencial social. Esta red te puede aportar alcance, visibilidad y viralidad. Además, puede ser una fuente de relacionamiento, interacción y acercamiento con las audiencias.

3. LinkedIn

Al igual que YouTube, con LinkedIn se matan dos pájaros de un solo tiro. Esta plataforma ofrece dos beneficios: es una red social y es una magnífica herramienta para reclutar talento. Si, no es masiva como Facebook, pero sí es muy específica en el perfil de audiencia que la usa: profesionales. Y ese es el secreto de este canal, su enfoque. Esa especificidad es la que filtra el tipo de contenidos que se publican y la que crea escenarios más propensos para la conversión.

4. Pinterest

Esta red social siempre nos sorprende a quienes nos apasiona la medición de resultados. ¡El tráfico que genera es muy alto si lo comparamos con los recursos que se deben invertir en ella! Pinterest es un canal fantástico por su simpleza, por la durabilidad de los contenidos y por la calidad del tráfico que genera. Adicionalmente, su estética refinada aporta mucho a las marcas, y esa es una buena razón para sumarla al ecosistema social.

5. Blogs

¡Con lo difícil que es llevar un blog! Sí, es una tortura para los negocios —y para nosotros también—. Tenerlo obliga a generar contenidos de forma regular, una tarea que puede resultar insoportable para la mayoría. Aun así, son pocos los canales digitales que se equiparan con los blogs en la ecuación recursos invertidos versus resultados obtenidos. Un blog es una pieza clave dentro del ecosistema social y un pilar sólido de las estrategias de marketing de contenidos. Son poderosas herramientas de comunicación y de acercamiento con las audiencias, permiten compartir información útil y relevante de una forma práctica y eficaz.

6. Spotify

Darle sonido a una marca es abrirles otra dimensión a los esfuerzos de marketing, y Spotify es la mejor plataforma para hacerlo. Crear relaciones a partir de la música podría ser un excelente puente para construir una comunidad —de hecho, son tan poco comunes este tipo de acciones que hace pocos meses el detergente Fabuloso fue tendencia por crear unos playlists en Spotify; una acción simple en planificación y ejecución que generó un enorme impacto social—.

7. Wikipedia

Wikipedia es una fuente obligada de consulta para la mayoría de los usuarios de internet y es un enorme depósito de información con funcionalidades sociales. ¿Tu negocio sale en ella? Nosotros esperamos que sí, porque es muy fácil cargar la información y ganar algo de visibilidad en esta plataforma. Además, es una acción barata y rápida. Las compañías deberían monitorizar, editar y enriquecer la información que se publica de ellas en Wikipedia porque cuesta poco y aporta mucho.

8. TripAdvisor

¡Atención! TripAdvisor es mucho más que una aplicación para turistas, es un canal confiable para validar la conveniencia de adquirir un producto o servicio. Para muchas personas, las valoraciones en esta plataforma son muy importantes cuando están tomando decisiones de compra —repetimos, no solo para turistas—. Atender lo que se escribe de tus productos o servicios en esta red y tener una presencia activa —sobre todo para tiendas físicas—, es una buena forma de aportar a las ventas desde lo digital.

9. Snapchat

Sí, esta red social se ha desinflado mucho, pero sigue siendo muy consumida por los adolescentes. Ignorarla de tajo, porque un fulano te dijo que ya había pasado su cuarto de hora, sin darte la oportunidad de probarla, no es una muy buena idea. ¡En el mundo digital se pueden probar cosas rápidamente y con bajo costo! Por lo tanto, discute con tu equipo sobre esta opción y ábrete a cualquier posibilidad. Esta actitud te podría traer muchos beneficios.

10. Medium

De las diez redes sociales que proponemos en este listado para aumentar tu abanico de opciones esta es la más rara —pero no la podíamos dejar afuera porque en los negocios en los que el conocimiento es la principal propuesta de valor esta red social es fundamental—. En sus orígenes, Medium era una plataforma de blogs, pero recientemente ha evolucionado hacia un híbrido de contribuciones profesionales y documentadas, con un componente altamente social. Esta evolución ha convertido a la plataforma en un escenario muy útil para los B2B y para la industria del conocimiento.

Índice del contenido
¡Compártelo con tus amigos!
Share on email
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Gracias por contactarnos. Somos delaossa.co, la agencia de marketing digital que te ayudará a triunfar en el mundo digital.
¡Gracias por suscribirte!